TE ESCUCHO
Dime mi mar...
¿Por qué estás triste?
¿Por qué?
Dime, cuéntamelo
que sea yo cómplice de tus lágrimas

¿Acaso dudas de mi amor?
¿Por qué te escondes y me partes el corazón
si sabes que yo soy tuya y tú mi gran amor?

Eres mi gaviota,
eres mi sol
Eres la daga que atraviesa los senderos de mis sentidos

¿Por qué estás callado si el eco de tu voz es mi melodía?
¿Por qué mar mío, si eres mi poema de amor?

Eres el lienzo donde yo puedo escribir lo que siento
eres las alas de mis pensamientos

Me has cautivado
y en tus olas me has enredado
y ahora no sé estar sin ti

Tú me has dado mi luz, mis ganas de existir,
todo lo que ahora soy es por ti

Tú eres mi cofre donde habita mi piel,
donde mis ojos se miran
donde mis lágrimas no se ven

Dime si aún eres mío, dímelo
porque en tus aguas quiero morir yo

Eres la espuma en el volante de mi alma
eres mi abanico abierto de color
Eres los claveles de mis labios

Mi aroma es tu sal
Tú eres mi mar, mi pasión,
eres el viento que grita mi amor

Que ni a Dios puedo ocultar que estoy enamorada de vos...

Mi sangre se hiela en mis venas si no me amas
Porque mi mar...
eres la orilla donde vivo yo,
donde soy feliz
donde me transformo en noche para bañarme en ti
donde mi risa se dibuja en tu arena y tú la besas
donde mi cuerpo es mujer
donde doy a luz a mis hijos
donde me tapo si tengo frío
donde me convierto en luna...
y tú en mi infinito.

Eres el cristal de mi fondo

ERES TODO MI SER